5 Oct 2018

Recuerdan en CUT matanza de Tlatelolco y su alcance global

/
Publicado por

Recuerdan en CUT matanza de Tlatelolco y su alcance global

  • José Alfredo Morán Gómez participó en el espacio de Vida Universitaria

Tijuana, B.C., 5 de octubre de 2018.- José Alfredo Morán Gómez, egresado de la Licenciatura en Historia de la Universidad Autónoma de Baja California (UABC), ofreció la Conferencia “El alcance global de la matanza de Tlatelolco y la represión en México: Lucha y conmemoraciones en la Tijuana del siglo XXI”, ante alumnos de la Licenciatura en Ciencias de la Educación de la Universidad de Tijuana CUT.

En el marco del 50 Aniversario de la matanza en Tlatelolco, los alumnos de primer cuatrimestre de Ciencias de la Educación del Campus Altamira del CUT, presentaron un Collage de Fotografías emblemáticas que prepararon para la asignatura Política Educativa en México, que imparte el docente Alejandro Ruíz Martínez, en el que exhibieron diferentes imágenes representativas al suceso vivido el 2 de octubre de 1968, para conmemorar este día que marco la historia de los estudiantes en el país.

Por su parte, José Alfredo Morán quien ha formado parte de varios movimientos sociales a los largo de su vida como la Unión de la Juventud Revolucionaria de México y el Frente Popular Revolucionario, planteó la magnitud e implicaciones del 2 de octubre y las repercusiones que este hecho histórico tuvo en el aspecto social, económico y político de país.

Para contextualizar el movimiento estudiantil de 1968, se proyectó un video que da testimonio de varios acontecimientos sociales y políticos que se dieron en el mundo: el fin de la Segunda Guerra Mundial, la crisis del Congo, la independencia de África, surge la Guerra de Vietnam; en Estados Unidos se inician las movimientos sociales abanderadas por Martín Luther King y Malcom X, mientras en México surgen grupos de manifestantes por las inconformidades ante la falta de vivienda y educación.

Morán Gómez explicó que el comunismo fue identificado como “el enemigo” por los líderes políticos de aquella época, mientras que el dominio imperialista quería ganar terreno mediante la desestabilización; bajo contexto internacional, en México la Presidencia de Gustavo Díaz Ordaz se caracterizó  por el autoritarismo y la intolerancia contra cualquier manifestación de descontento de la población. Debido a la paranoia que se tenía por la expansión del comunismo por el mundo, el movimiento estudiantil fue acusado junto con los medios de comunicación de ser comunista y querer desestabilizar el país.

El primer problema grande se da el 22 de julio de 1968 en la Escuela Vocacional No. 5 de la Ciudad de México, donde los estudiantes durante un disturbio entre bandas de adolescentes rivales, son reprimidos con un uso excesivo de la violencia por cuerpos policiacos que entraron a la fuerza al plantel educativo. Está situación derivo en un pliego petitorio en el que los estudiantes demandaban a las autoridades respeto a la autonomía  y el despido de altos mandos del servicio público. Anta la nula respuesta, la Universidad Nacional Autónoma de México, Universidad Ibero y la Universidad de Chapingo, se levantan en huelga, a su lucha contra el abuso autoritario se unen otras organizaciones civiles y agrupaciones sindicales.

El 4 de septiembre surgen las primeras marchas pacíficas organizadas por estudiantes cansados de que continuaran los problemas sin ser atendidos o resueltos. En las primeras planas de los periódicos aparecen titulares como Se agarró a grupo comunista, pero en realidad “no eran comunistas sino estudiantes”, señaló José Alfredo Morán.

El historiador recordó que las marchas no solo se llevaron a cabo en la UNAM, sino que también fuera de las instalaciones educativas. Uno de los puntos de reunión fue el Ángel de la Independencia en la Ciudad de México, en donde no solo participaron estudiantes, sino también personas inconformes con la violencia ejercida por el gobierno.

Morán Gómez también expuso brevemente lo que aconteció después de la matanza en Tlatelolco y, con el pasar de los años, también describió cómo se sigue recordando el 2 de Octubre en Tijuana. Su participación la apoyo con videos y fotografías en las que aparecen jóvenes tijuanenses que comparten la ideología comunista, y que han asistido a manifestaciones en la Torre de Agua Caliente, en la glorieta del monumento a las Dos Culturas –más conocido como de “Las Tijeras”- o en las inmediaciones de la Universidad Autónoma de Baja California. En las imágenes se observó a los manifestantes cómo enfrentaban algunas acciones de represión por parte de las autoridades municipales y universitarias en su caso.

José Alfredo Morán señaló haber formado parte de estos actos de inconformidad, participó en marchas en las que se portaban mantas, emitían discursos, realizaban performances y murales en contra de las atrocidades que cometió el gobierno en 1968, además de unirse a movimiento cómo #YoSoy132 y se solidarizó con las familias de los estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa.

Durante la plática ofrecida en el espacio de Vida Universitaria, con alumnos de la carrera de Ciencias de la Educación, estuvieron presentes los docentes Loreina San Martin Vilchis, Alejandro Ruiz Martínez, Ricardo García Félix y Alejandro Martínez Soto, esté último agradeció la participación del invitado José Alfredo Morán Gómez, a quien le hizo entrega de un reconocimiento por su exposición sobre “El alcance global de la matanza de Tlatelolco y la represión en México: Lucha y conmemoraciones en la Tijuana del siglo XXI”.

Información de: María Luisa Alcantar Armengol, alumna de sexto semestre en la Licenciatura en Comunicación y Publicidad en el turno empresarial.